Un año imparable para el S&P 500

Ni los más optimistas esperaban que el S&P 500 continuara registrando máximos históricos durante este año, pese a toda la incertidumbre alrededor de la guerra comercial entre Estados Unidos y sus aliados y las tensiones geopolíticas en Oriente Medio. Algunos analistas incluso esperaban que el índice regresara a su promedio de 200 días, el cual está relativamente lejos en los 2.320 puntos. Adicionalmente, los analistas fundamentales advertían que la tasa de rendimiento de los bonos soberanos en el mismo nivel para las diferentes fechas de vencimiento aumentaba los riesgos de una recesión. Sin embargo, lo que hemos visto es una tendencia bien sostenible y organizada en el índice americano desde abril de este año.

Aparte de la guerra comercial, algunos analistas también predecían que el aumento de los costes laborales y precios de los bienes básicos iban a reducir los márgenes de ganancia de las empresas. Sin embargo, nada de esto ha sucedido con anterioridad, todo lo contrario, las empresas que componen el S&P 500 han reportado ganancias por encima de lo esperado para el segundo trimestre de este año que llegan a niveles nunca antes vistos. Por eso no es nada raro que el índice también llegue a la zona de su último máximo histórico alrededor de los 2.878 puntos.

Por un lado, los ingresos empresariales del S&P 500 subieron un 10,3% durante el último trimestre y llegan a un máximo histórico. Normalmente durante épocas de expansión los ingresos empresariales suelen subir entre un 4% y un 6% para esta época del año. Por lo tanto, los resultados del S&P 500 son verdaderamente impresionantes. Las ganancias de las empresas del S&P 500 también llegan a máximos históricos y suben un 25,6% durante el trimestre pasado. La reforma tributaria estadounidense también ha contribuido a que las ganancias de las empresas del índice lleguen a máximos históricos.

Los márgenes de ganancia también llegan a máximos históricos, pese al pesimismo sobre el aumento de costes. Al finalizar el 2017, los márgenes de ganancia estaban en un 10,1% en promedio para las empresas del S&P 500. En el primer trimestre de este año, el margen de ganancias subió al 10,5% y ahora en el segundo trimestre con la implementación de los recortes de impuestos en Estados Unidos, el margen de ganancias sube a casi el 11%. La inflación también ha tenido preocupados a ciertos analistas, pero en realidad todavía no hay señales de contagio de inflación en el índice de precios al consumidor o al productor, así como en los salarios de los trabajadores.

Una de las teorías del por qué la inflación no ha frenado la expansión económica es que la subida del dólar baja los precios de los bienes básicos en Estados Unidos, aunque hay que tener en cuenta que para el resto del mundo las commodities se vuelven más caras cuando el billete verde sube. Sobre el gráfico semanal del S&P 500, cortesía del broker de Forex y CFDs ActivTrades, podemos observar que el índice llega a la zona del último pico que hizo en los 2.878 puntos de una manera más organizada. Es posible que la zona de los 2.878 puntos actúe como una resistencia temporal y el índice podría retroceder hacia los 2.800 puntos, pero la tendencia alcista se mantiene y una ruptura por encima de los 2.878 puntos también es posible.

Advertencia: Los CFDs son instrumentos complejos y conllevan alto riesgo al poder perder dinero rápidamente debido al apalancamiento. El 80% de las cuentas de inversores minoristas pierden dinero cuando operan CFDs con este proveedor. Debe considerar si comprende cómo funcionan los CFDs y si puede asumir el alto riesgo de perder su dinero. La finalidad de este artículo es meramente informativa y no debe considerarse como un consejo de inversión. La decisión de invertir siguiendo los datos presentados en este artículo es a la discreción del lector. Las opiniones sugerencias expresadas son únicamente las del escritor del artículo y no necesariamente se corresponden con el punto de vista del broker ActivTrades PLC ni con el de InvertirEnBolsaWeb.net. ActivTrades PLC es una compañía autorizada y regulada por la Financial Conduct Authority (FCA) de Reino Unido con número de registro 434413.